Comunicación moderna. Modernidad Líquida

por | Oct 28, 2015 | Comunicación, Marketing, Neuromarketing

Os comparto un concepto metafórico «La Modernidad Líquida», aplica a todo a lo que nos enfrentamos día a día  en la vida, desde una simple forma de plantearse la vida, hasta un proyecto comercial.

En este momento me lo llevo a lo que compete aquí: #plandemarketing #dafo #empresa #estrategia

Me ha apasionado el tema y me ha zarandeado al punto de revisar mentalmente TODO.

¿Las tablas DAFO  y planes de marketing a largo plazo pasarán a la historia?

– Me temo  que por lo menos el largo plazo habrá que discutirlo..

Comenzamos:

Los líquidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla, para ellos es más importante el flujo del espacio que puedan ocupar.
La fluidez o la liquidez son metáforas adecuadas para tratar de entender en la actualidad «la historia de la modernidad»

 

Según Zygmunt Bauman (Filosofo y sociólogo).

El problema de la realidad líquida es que es muy difícil de diagnosticar ¿Cómo se desarrollará y reaccionará ante nuevas situaciones, crisis, dilemas de confianza, etc…?
Si uno no es capaz de pronosticar como van a suceder las cosas, no puede tomar medidas de precaución y no te puedes defender, preparar…

Hace 150 años, tiempos de la modernidad sólida, cuando toda parecía más duradero más perdurable en el tiempo, más sólido podíamos hacer planes a largo plazo, controlar, prever. Pero ahora la gente de 30 o 40 años de edad no tiene ni idea que va a ser de ella cuando tenga 65 años, de hecho hay estadísticas que nos revelan que la gente joven de unas 30 años de edad  puede cambiar de trabajo y de residencia unas 11 veces hasta que se jubile.

Y es que la gente joven de hoy en día les preguntas y no quieren acabar como por ejemplo sus padres, abuelos etc…que empezaron con su puesto a los 25 años y se jubilaron haciendo lo mismo.

No quieren vivir sobre seguro, les gusta más experimentar, prefieren la incertidumbre ante la estabilidad.

Hoy en día la sensación es que permanentemente estamos en una encrucijada. Muchos caminos hacia diferentes direcciones y no sabemos bien donde estamos ni  cual camino tomar.

En este siglo se plantea el dilema de como restablecer el equilibrio entre política y poder, porque ahora la política es local y el poder es global y finalmente estamos todos expuestos a esta marea de la modernidad líquida, es como si un tsunami tras otro nos alcanzara.

Vivimos en tiempos líquidos, acelerados por cambios socioculturales a su vez acelerados por el impacto transformador de las tecnologías digitales y la educación requiere de nuevos modelos para construir una identidad digital como sujetos para sobrevivir y surfear en estas aguas turbulentas.

¿Qué fue primero el huevo o la gallina?

¿La gente joven creo la expectativa del mundo liquido o el mundo liquido creo esta expectativa?

Zygmunt Bauman, escribió el libro «El síndrome de la impaciencia» nos habla de un estado de ánimo que considera abominable el gasto del tiempo.El consumismo característico de estos tiempos, no se define por la acumulación de las cosas sino por el breve goce de estas.

Desde esta visión se ve la educación como un producto más que como un proceso, así la educación parece abandonar la noción del conocimiento útil para toda la vida, para sustituirla por la noción del conocimiento de usar y tirar.

Esa concepción es uno de los retos a vencer, la educación debería ser una acción continua de la vida y no dedicarse exclusivamente al fomento de las habilidades técnicas.Lo importante es formar ciudadanos que recuperen el espacio público de diálogo y derechos democráticos para así ser capaces de controlar el futuro de su entorno y el suyo propio.

Cuando el mundo se encuentra en constante cambio la educación debe ser lo bastante rápida para pegarse a este, estamos frente la educación liquida.

modernidad liquida formacion constante

 

5 Comentarios

  1. miguelthepooh

    Umm vale, ahora ya se como se llama lo que pasa por mi cabeza.

    Gracias Pury, seguiremos fluyendo y aprendiendo a gestionar esa capacidad de adaptación y esa necesidad de cambiar y mejorar 🙂

    Responder
  2. Patricia Martín

    Un artículo excelente y sobre todo, sugerente: La amplitud de puntos de reflexión que planteas resulta sumamente interesante. Especialmente el de la educación, la actitud hacia el aprendizaje constante, las nuevas formas de relación, la velocidad de los cambios….
    No he podido evitar pensar en Zygmunt Bauman y su apuesta por la dependencia de los otros como esperanza para el crecimiento de la humanidad.

    Me ha encantado. Gracias y un fuerte abrazo, Pury

    Responder
  3. Pury Cespedosa

    Miguel, no sabes como me reconforta haber proporcionado un nombre a tu fluidez mental 😉 gracias por tu comentario. Y sí, seguiremos aprendiendo .

    Responder
  4. Pury Cespedosa

    Gracias a ti Patricia. Veo que a ti también te ha zarandeado esa inquietud del aprendizaje y la puesta en práctica a toda velocidad. Me parece muy interesante y creativa una sociedad líquida aunque se avecinan grandes cambios para tod@s y hay que ponerse las pilas.
    Un fuerte abrazo

    Responder
  5. Jorge Daniel Ortiz

    Pury gracias, solo te digo que me lo quedo como manual de primeros auxilios.

    Me gusta vivir experimentando sobre seguro, y prefiero esa incertidumbre estable del gen emprendedor.

    «Be water, my friend»

    😉

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: